Cantabria cubierta de nieve

Cantabria nieve (500x200)

Ya en otoño, a Cantabria empiezan a llegar las nevadas y el paisaje empieza a cambiar de manera rotunda. Los hermosos colores de árboles y flores dan paso a los vientos que arrancan las hojas y posteriormente, al blanco que empieza a cubrir cada rincón de las ciudades y pueblos.

Cantabria en invierno parece una postal de Rusia, con sus calles cubiertas de nieve, los árboles altos, desnudos y cubiertos de agua congelada, pero aún así conserva su encanto. En los últimos años el turismo de invierno ha empezado a crecer, invitando a personas de todas partes del mundo a recorrer los senderos, pero dejando las zapatillas deportivas y cambiando la indumentaria por raquetas para nieve.

Las caminatas son muy diversas, desde rutas sencillas que bordean bosques pequeños, hasta largos trechos siguiendo el curso de algún río. Si te gustan las aventuras y los desafíos al aire libre, el otoño en Cantabria es excelente para estas actividades. Las primeras nevadas no son tan fuertes, y los caminos todavía están aptos para ser transitados.

Si quieres conocer el interior de Cantabria, sus caminos y rutas, pero de una forma diferente, entonces prueba las caminatas con raquetas de nieve en diferentes localidades.

Pantortillas, los mejores sabores de Cantabria

pantortilla-cantabria

¿Te gusta la comida regional? Cantabria está repleta de variedad, contando con recetas para carnes, pescados y mariscos, o también postres y masas dulces. Si estas de paseo, no puedes dejar de probar las famosas pantortillas de Cantabria, uno de los platos de repostería más populares de la región de Reinosa y alrededores.

Se trata de una masa de hojaldre recubierta con azúcar caramelizada en la parte superior, se suele hacer de forma plana o elíptica y se trata de un postre ideal para acompañar el café o simplemente para ingerir algo dulce entre comidas.

Como toda buena comida regional, tiene una historia que se pasa de boca en boca. Entre los diferentes orígenes que se narran sobre la pantortilla, el más creíble es el de un antiguo panadero que se olvido la levadura para la masa del pan, pero en vez de desperdiciarla, trabajo sobre ella con manteca y azúcar.

  • Los ingredientes

  • Medio kilo de masa para pan
  • Harina
  • Azúcar
  • 200 gramos de manteca

Preparación paso a paso

  • Espolvorear la masa con harina para evitar que se pegue
  • Trabajar la masa hasta que quede muy fina
  • Estirar con un rodillo y arrojar pequeños pedazos de mantequilla
  • Se dobla la masa y se vuelve a estirar al menos 5 veces
  • Cortamos la masa en forma circular (trozos de 15 centímetros de diámetro)
  • Se pone azúcar encima
  • Al horno hasta que se doren completamente

Fuente: MisRecetas

El Castillo de Santa Ana, bello y majestuoso


El Castillo de Santa Ana es un fortificado muy famoso, por su belleza y su arquitectura singular. Se encuentra en un peñón rocoso de Castro Urdiales. Desde lo alto de su puesto, al margen de los magnos acantilados de aproximadamente 49 metros de altura sobre el mar, domina toda la vista desde al final el puerto hasta el último rincón de Castro Urdiales. La construcción del castillo data de la segunda mitad del siglo XII y uno de sus mayores atractivos es el Faro que tiene forma pentagonal con torreones cilíndricos en las esquinas. Otro de los encantos de esta ciudad es la Iglesia de Santa María de la Asunción, que se encuentra al lado del Castillo y su estructura es también una fortaleza, de estilo gótico y data del s. XIII su construcción.

Castro Urdiales es la tercera ciudad de Cantabria, en jerarquía. También tiene, para los turistas, magníficas playas, idóneas para el placer y el descanso. Ya que tiene un clima templado en verano, se convierte sin lugar a dudas en un destino muy llamativo. Por si fuera poco, es muy fácil llegar a esta ciudad, ya que está a sólo 40 km de la ciudad de Bilbao.

Vía: Web del Ayuntamiento de Castro Urdiales

Un paseo por Santander


En Cantabria podemos encontrar un municipio que originalmente estaba dedicado a la agricultura y la ganadería. Con el tiempo fue adquiriendo esta zona, un mayor auge con el turismo rural gracias a la belleza de sus paisajes naturales y su buena ubicación. Muy cercano a la playa, más o menos a 15 minutos en auto, entre Santillana del Mar y Cabárceno, y está también a muy pocos minutos de la capital de Cantabria, la ciudad de Santander.

Con el río Pisueña recorriendo el municipio, en donde se puede practicar la pesca de salmón y trucha. Si la pesca no es de nuestro agrado, entonces podemos dedicarnos a otros deportes al aire libre, por ejemplo hacer largas excursiones a pie. Y si ya se está paseando por la zona, una buena opción es hacer un recorrido cultural, por los monumentos que son patrimonio histórico y artístico. El punto más importante a visitar es una de las iglesias románicas más hermosas e importantes de Cantabria, la Colegiata de Castañeda, declarada como monumento Nacional en 1930. Después se puede visitar las ermitas de San Juan, San Roque y San Pelayo. Hay hermosas posadas que pueden dar hospedaje al viajero que busca la tranquilidad del campo cantábrico.

Vía: Santander

Cantabria en la Prehistoria

Cantabria es una región de España, ubicada entre el país Vasco, el principado de Asturias, Castilla y León y el mar Cantábrico. Conforma una comunidad autónoma con una sola provincia, cuya capital es la ciudad de Santander. Su geografía es montañosa, con valles verdes y también con una costa que es famosa como destino de vacaciones. El clima de la región es templado debido a una corriente cálida que baña sus costas y que hace que la temperatura sea mucho más calida que otras regiones del mundo de su misma latitud.

La región de Cantabria es famosa en el mundo entero por sus muy bien conservados yacimientos arqueológicos de la Prehistoria, remontándose su poblamiento en el tiempo hasta los 200.000 años, incluso antes de la aparición del Homo sapiens, es decir cuando reinaba el Homo erectus. Entre sus yacimientos más conocidos se encuentra, sin lugar a dudas, las Cuevas de Altamira, donde aparecen unas de las primeras manifestaciones artísticas de la humanidad y por cierto mejor conservadas y que datan de hace aproximadamente 20.000 años.

Estas cuevas pueden ser visitadas por los turistas, siempre acompañados por un guía, para evitar su deterioro, ya que son consideradas Patrimonio de la Humanidad y por lo tanto se encuentran protegidas por las leyes españolas e internacionales.

Vía: Museodealtamira

Cantabria al verde

En Cantabria se encuentran reunidos una gran cantidad de recursos naturales. Posee un gran Parque Nacional llamado Picos de Europa y seis parques naturales: Los Collados del Asón, Saja-Besaya, Oyambre, Dunas de Liencres, Marismas de santoña, Victoria y Joyel y Secuollas del Monte de Cabezón.

El Parque Nacional Picos de Europa después del Parque Nacional del Teide en Tenerife (de Las Islas Canarias) es el segundo parque más visitado de España. Éste es un macizo montañoso perteneciente a la cordillera Cantábrica y que a su vez está independiente por su situación geográfica y su estructura geológica del eje de la cordillera.

Los tres macizos que componen el área son: Covadonga, Urrieles y Andara. Delimitado por distintos ríos. Aunque casi todo el territorio se mantienen a más de 2000 metros de altura y sus cumbres más conocidas son Naranjo de Bulnes, Peña Vieja, Torre de Santa María, Torre Santa y Peña Santa, en realidad la cumbre más alta es Torre Cerredo con 2, 648 sobre el nivel del mar.

Con una vegetación tanto atlántica como mediterránea, podemos encontrar encinas, robles, abedules y alhelíes. Y la variedad de la fauna también es un placer a la vista, desde ciervos y animales de pastoreo de montaña, jabalíes, zorros, una extensa variedad de aves y peces como la trucha, salmón atlántico. Entre otras maravillas naturales que hacen de este lugar un paraíso en la tierra cantábrica.

Vía: Laredcantabra

La riqueza cultural en Cantabria

Cantabria es una zona al norte de España, de una riqueza natural increíble, que nos ofrece muchas posibilidades.. Colinda con el País Vasco al este, con Castilla y León al sur y al oeste con el Principado de Asturias. Ubicado en la Cornisa Cantábrica. Por su vasta extensión montañosa es que también se le conoce como La Montaña.

Se puede decir mucho sobre Cantabria, pero sólo con visitar las Cuevas de Altamira podemos ser testigos de los vestigios de la presencia y el arte humano. El descubrimiento de este yacimiento prehistórico en 1879, fue realizado por María Faustina Sanz Rivarola, pequeña hija de Marcelino Sanz Sautuola, aficionado a la paleontología, quien lo acompañaba en la visita a las cuevas.

Alrededor de este hallazgo se originó una gran polémica, debido a que se dudaba de la autenticidad, por su alto nivel artístico que para esa época era inconcebible proviniendo de una civilización prehistórica. Al final fueron autentificadas y ahora son las pinturas rupestres más significativas y admirables del arte de la era Paleolítica.

Pinturas y grabados de figuras antropomórficas, animales bien definidos e imágenes abstractas; que fueron nombrados en 1985 Patrimonio de la humanidad, el conjunto se denomina: Cueva de Altamira y arte rupestre paleolítico del Norte de España. Un lugar que sin duda alguna es digno de visitar.

Vía: Museodealtamira

Santillana del Mar, la belleza de Cantabria

Santillana del Mar es uno delo pueblos de más belleza que podemos encontrar en la península Ibérica. Fue la capital de “Asturias de Santillana” y conserva una arquitectura casi intacta de la Alta Edad Media. A este pueblo también se le conoce popularmente como el pueblo de las tres mentiras, porque ni es santa, ni llana, y tampoco posee mar, claro que el municipio sí tiene mar y está ubicado en la costa occidental de Cantabria.

El Pueblo de Santillana fue declarado como conjunto histórico- artístico. Como atractivos de la zona podemos encontrar el zoológico y el jardín botánico y claro no podemos olvidarnos de mencionar que las Cuevas de Altamira se encuentran en esta región.

La Colegiata de Santa Juliana es una de las estructuras sobre las que se funda la villa. Ermita y monasterio construido por monjes con patrocinio nobiliario. Un edificio monumental que es lo más representativo del románico cantábrico. Un lugar que sin duda alguna hay que visitar en Santillana. Después está el recorrido obligado por la Plaza de ramón Pelayo, el Palacio de los Benemejís, la casa del famosos Marqués de Santillana, casa de los Hombrones, o la casa del autor Francisco de Quevedo.

Vía: SantillanadelMar

Santander y sus principales atractivos

La ciudad de Santander es la capital de la Comunidad Autónoma de Cantabria y una de las ciudades más hermosas de toda España. Su historia puede remontarse 2.000 años en el tiempo. Se encontraron registros de ocupación romana, tanto aqueológicos como históricos. Su importancia radica, no sólo en su condición de capital y ciudad más importante de la provincia, sino también en su próspero puerto, que tiene salida al mar del Norte.

Santander fue uno de los primeros destinos turísticos de la historia moderna. Hacia mediados del siglo XIX comienza a imponerse, entre las clases acomodadas, la idea de pasar temporadas de descanso fuera de las áreas donde se habitaba. Esta idea, tan común en nuestro tiempo y que alcanza prácticamente a todas las clases sociales, era una novedad en el siglo XIX y Cantabria fue uno de los lugares elegidos, dentro de España, para esa práctica.

Hoy en día, esta región, continúa siendo uno de los lugares elegidos por el turismo, no sólo español, sino de todo el mundo. En parte debido a su clima benigno durante todo el año y en parte debido a la infrestructura hotelera y de servicios, que convierten a esta región en un lugar donde disfrutar de unas hermosas vacaciones.

Vía: feriade

Paseando hasta Castro Urdiales por Santander

Partiendo desde la ciudad de Santander, hoy visitaremos el municipio de Castro Urdiales y su ciudad. Está a 75 kilómetros de distancia y en el límite con el País Vasco, Liendo, Vizcaya y Guriezo.

Con sus más de 30.000 habitantes, es el tercer municipio en población y la actividad y las ofertas de paseos y cultura son el principal rasgo de una zona dedicada a invitar al turismo y a los amantes de la naturaleza y los escenarios rurales.

El río principal es el Agüera, que durante años sirvió para alimentar las fértiles tierras y el ganado de Castro Urdiales, y su desembocadura está en la ría de Oriñón. Las llanuras costeras y cuencas fluviales hacen al principal relieve en la región, y su pico más alto alcanza los 730 metros, el llamado Ventoso por las fuertes corrientes que soplan en su cima.

Un paseo hasta Castro Urdiales siempre vale la pena, ya que no solo permite conocer los escenarios típicos de Cantabria, sino el Conjunto Histórico Artístico que componen su Iglesia de Santa María de la Asunción, las cuevas de Aurelia y La Lastrilla y el imponente Castro de la Peña de Sámano.

Castro Urdiales es una de las mejores muestras del turismo rural y artístico en Cantabria, un viaje inolvidable para toda la familia hacia los mejores exponentes de la región y sus costumbres.

Vía: Castro-Urdiales